francia
Tibisay Lucena: "En Venezuela tenemos un sistema electoral de error cero" PDF Imprimir E-mail
Escrito por publico.es   
Domingo, 20 de Mayo de 2018 13:37

Horas antes de la jornada electoral, en una entrevista exclusiva con 'Público', la presidenta del Consejo Nacional Electoral venezolano asegura que el procedimiento de votación que desarrolla su institución es seguro, transparente y completamente auditable

Tibisay Lucena, en una imagen del CNEV.

 

 

Este domingo Venezuela decidirá en las urnas a su nuevo presidente. Y lo hará bajo la presión de buena parte de la comunidad internacional, que pone en tela de juicio las garantías de transparencia de su sistema electoral y lo califica de fraudulento. En el ojo del huracán se encuentra el Consejo Nacional Electoral (CNE).

Por el contrario, este organismo asegura que su sistema está “blindado contra el fraude”, que está 100% automatizado y que posee todas las garantías de transparencia.

Junto a la misión de acompañantes internacionales que visitan Venezuela estos días y que engloba a más de 150 representantes de más 40 países, se encuentra también el Comité de Expertos Electorales de America Latina (CEELA). Esta organización manifiesta una vez más, como hiciera en otros comicios venezolanos, que el país caribeño es el único donde se realizan auditorías a cada uno de los procedimientos, y destaca la fiabilidad de este mecanismo.

La presidenta del CNE recibe a Público en la sede de la institución en Caracas para aclarar ciertos conceptos del sistema electoral que vienen desarrollando desde hace años. Del mismo modo responde a las críticas que están recibiendo por un amplio sector de la comunidad internacional.

¿Qué posibilidad de fraude, error o manipulación tiene el sistema electoral venezolano que desarrolla el CNE?

Desde el CNE hemos estado construyendo un sistema de garantías a lo largo de muchos años, casi dos décadas, que nos permite decir que tenemos “error cero”. Sin falsa modestia lo puedo decir porque es demostrable. Cada paso que hemos dado, cada fase y cada componente del sistema automatizado de votación se va chequeando. Tenemos un sistema que nos da una gran seguridad. Las auditorías nos permiten tener la tranquilidad de saber que dan siempre “error cero”.

Desde diversos sectores se les acusa de ser aliados del gobierno de Nicolás Maduro, en definitiva, que no son un órgano independiente. Incluso se ha llegado a decir que los cinco rectores del CNE tienen relación directa con el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). ¿Que grado de independencia tienen los rectores del CNE?

Ningún rector del CNE milita en el PSUV, no se puede militar en un partido político.
El poder electoral en Venezuela está reflejado en la Constitución y tiene sus formas de integración. De los cinco rectores, tres vienen por parte de la sociedad civil, otro por el poder ciudadano, y el último por las escuelas de Derecho de las universidades públicas.

En el caso de mi nominación, que va a la Asamblea Nacional, fui propuesta por un movimiento de base feminista con el cual siempre he tenido contacto. Por tanto esas son las fuentes de integración y lo describe la constitución como un poder independiente.

Me llama la atención que los países que precisamente lanzan muchas de esas supuestas acusaciones, sobre todo los europeos, son esos países en los que los propios gobiernos organizan las elecciones. Ahí sí que no hay independencia. En Venezuela lo hace un poder autónomo.

El presidente Nicolás Maduro recibió este viernes en el Palacio de Miraflores al expresidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero. Posteriormente ofreció una conferencia de prensa en la que aseguraba que este 20 de mayo “los venezolanos van a votar libremente”. ¿Le sorprendió la claridad con la que habló Zapatero respecto a la posición que adopta sobre Venezuela la Unión Europea y otros organismos internacionales?

Rodríguez Zapatero es una persona que ya lleva al menos dos años conociendo cuál es la realidad venezolana. Conoce muy bien nuestro sistema electoral. En definitiva es una persona con una opinión cualificada y con una posición muy clara. Él siempre lo ha afirmado de manera contundente, está apoyando a Venezuela en el proceso de dialogo y entendimiento de situaciones políticas en las que nos hemos encontrado. Considero que ha ayudado a solventar los problemas y encontrar una salida. Zapatero siempre ha dicho de una manera incansable que apoya el diálogo y está en contra muy claramente de la injerencia de otros países.

En las elecciones presidenciales de Abril de 2013 llegó a Caracas una delegación de siete dirigentes políticos españoles en calidad de observadores, para ser testigos de cual era el funcionamiento del sistema implementado por el CNE, que usted ya presidía por entonces. En el informe final, esta delegación española afirmó lo siguiente: "Creemos que el resultado electoral es fiable por contrastable y porque asegura el ejercicio libre, secreto y universal del voto”. ¿Que diferencias existen entre el sistema electoral implementado por el CNE en aquellas elecciones de 2013 con el que se está llevando adelante en las actuales del 20 de mayo?

Es el mismo sistema electoral, lo único que ha cambiado es que hemos agregado más garantías. Por ejemplo, hemos añadido ya de forma integral la auditoría posterior a las elecciones con los datos, huellas, biometría, etc. Evidentemente lo hemos reforzado, y lo hacemos en cada proceso electoral, ampliando sus garantías.

Por cierto, desde el CNE volvimos a invitar a esa misma delegación a que nos visitara, sin embargo lamentablemente no la aceptaron. Digo que es lamentable porque creo que es muy interesante venir a ver un proceso electoral con estas garantías para conocer bien lo que hemos construido aquí para blindar la soberanía ejercida a través del voto.

¿Por qué cree entonces que los mismos partidos políticos que en 2013 avalaban aquellas elecciones, ahora desconocen o no apoyan las de este 20 de mayo? Entre los firmantes de esa declaración a favor del sistema de esos comicios se encontraban José Bono, Aitor Esteban e incluso Daniel Serrano, diputado del Partido Popular con el Gobierno de Mariano Rajoy.

Esto es lo que indica que son argumentaciones políticas. Ellos en 2013 tenían hechos, se basaron en la observación, vinieron hasta Venezuela y conocieron el ambiente complejo que existía. Sin embargo hicieron una observación en base a una realidad medible. Ahora que no han venido, aun sabiendo que hay más garantías, dicen muchas cosas, pero no tienen elementos de la realidad para basar lo que manifiestan.

El líder opositor venezolano, Julio Borges, que desde el exterior alienta la abstención en las elecciones de mañana y califica estos comicios de fraudulentos, era galardonado por la Unión Europea hace unos meses con el premio Sájarov por defender los Derechos Humanos en Venezuela. También fue recibido hace algunas semanas en Bruselas por la alta representante comunitaria para las Relaciones Exteriores, Federica Mogherini. Por el contrario, usted es una de las personas sancionadas por la misma Unión Europea que le acusa de violar los Derechos Humanos de la población venezolana y desmantelar la democracia en su país. ¿Qué opinión le merecen estos hechos?

Me parece lamentable. Me pregunto por qué la señora Mogherini recibió solamente a la parte de la oposición que está en contra de las elecciones. Sin embargo, hay una buena cantidad de partidos que están respaldando a otros candidatos opositores y a ellos nadie les preguntó, la señora Mogherini ni los invitó ni los recibió en Bruselas. La única respuesta que tengo es nuevamente que hay argumentaciones basadas en ideologías e intereses políticos.

Me gustaría resaltar que la Unión Europea me ha sancionado, sin embargo nunca me lo ha comunicado oficialmente, y esto es una violación a mi derecho a la defensa. Ahí es donde se percibe claramente que son decisiones manipuladas para favorecer a ciertas posiciones políticas.

Naciones Unidas se negó en su momento a enviar una misión de observadores a estas elecciones. ¿Que razones argumentaron para tomar esta decisión?

Falta de tiempo.

Precisamente desde diversos sectores de la oposición aseguran que el CNE precipitó la convocatoria electoral de manera premeditada para que Naciones Unidas no tuviera los 4 meses que normalmente solicita este organismo para crear el dispositivo de una misión de observación.

No. El mecanismo que tiene Naciones Unidas para ir a otros países con el objetivo de desarrollar misiones de observación son sus mecanismos propios y ellos establecen sus lapsos.

En Venezuela existen los lapsos de ley, que son los que nosotros cumplimos. Hay otra cosa que dice Naciones Unidas: que ellos tienen apoyo técnico y no hacen misiones electorales de manera regular. Van a situaciones especiales, como cuando fueron en una oportunidad a Haití. Pero esos son procedimientos internos de Naciones Unidas y esas instancias tienen que ser planteadas en su Asamblea General. Ellos tienen que actuar de acuerdo a sus propios reglamentos internos, y nosotros actuamos de acuerdo a la Ley y a la Constitución venezolana.

¿Por qué cree usted que los organismos internacionales y países que tachan de fraude estas elecciones no acceden a enviar observadores?

Me parece sorprendente, especialmente teniendo en cuenta que algunos países, sobre todo latinoamericanos, o incluso europeos, tienen sistemas electorales frágiles donde no garantizan realmente un sistema que le dé el voto efectivo a la mayoría de la población. Son sistemas manuales donde nadie garantiza la transmisión, y especialmente en países latinoamericanos es donde hemos visto en este último año elecciones tremendamente afectadas.
Hay ejemplos, como los procesos electorales de Colombia, Honduras, El Salvador, o incluso los de México donde los candidatos son asesinados. Hay problemas serios en otros países y son precisamente esos los que vienen y pretenden inmiscuirse en Venezuela, que es el único de la región que tiene un sistema sólido, confiable, auditable y de la robustez y transparencia que nosotros tenemos aquí.

La renovación del CNE era una de las condiciones que pedía la oposición en los diálogos de paz que mantuvo con el Gobierno en República Dominicana. ¿Cree que si esa renovación se hubiera llevado adelante se hubiera adquirido mayor confianza en el exterior sobre este proceso electoral?

No sabría decir, porque cuando tomas decisiones políticas y no quieres que un proceso electoral se realice, eso puede ser hasta irrelevante. La institución del poder electoral en Venezuela ha realizado 23 elecciones en 18 años y esto habla de una institución sólida. Pienso que hubiera sido irrelevante que otra persona hubiera estado en el CNE.

Los sectores que critican este sistema electoral denuncian que quién no posee el llamado “carnet de la patria” no puede votar. ¿Eso es cierto?

Eso son afirmaciones que dicen para atemorizar y para causar escándalo, lo dicen reiteradamente. En Venezuela el único documento válido para votar es la cédula de identidad, no importa que esté vencida, siempre ha sido así.
No existe ningún beneficio en el sistema electoral para los que poseen ese carnet.

El CNE debe velar para que todas las candidaturas presidenciales tengan la misma visibilidad en los medios de comunicación. Sin embargo, la televisión pública de Venezuela (VTV) realiza una cobertura mediática desigual de las campañas electorales de los partidos.

Tanto la cobertura de las campañas como los programas de opinión en los medios no están regulados en la ley, es parte de la libertad de expresión. Lo que sí está regulada es la oferta electoral contratada por los partidos políticos en relación a sus candidatos. La propaganda electoral debe tener 4 minutos de duración por candidato.

Igualmente le pedimos que tengan equilibrio en la cobertura. Sería bueno que esto pudiera modificarse en la ley para que en el futuro el CNE tuviera más elementos con los que poder operar en este ámbito.

Para el Consejo Nacional Electoral, ¿la abstención es un derecho legítimo del votante?

En Venezuela la Constitución dice que el voto es un derecho. Y la ley señala que está prohibido desestimar el voto.

Según una encuesta reciente, sólo el 41% de los venezolanos irá a votar este domingo. ¿Qué participación mínima sería necesaria para que estas elecciones tengan la credibilidad y solvencia suficientes?

El CNE no maneja ni trabaja por encuestas. Nosotros no trabajamos con números de participación y nos preparamos para el 100% del padrón electoral.
No existe ningún mecanismo de ley ni constitucional que hable sobre un mínimo de participación. Esta es una democracia que está establecida en la Constitución del año 1.999, que califica doblemente nuestra democracia, es participativa y protagónica. Para ello crea este poder electoral como una rama del poder público para desarrollar y hacerlo posible. Por esa razón se le pregunta al pueblo constantemente, porque es el pueblo el que decide, porque eso es lo que viene reflejado en la Constitución.
Estamos acostumbrados en estos últimos 18 años a que constantemente se estén desarrollando procesos electorales y de referéndum.

Este sábado, el gobierno de Canadá se ha reafirmado en su decisión de prohibir la instalación de mesas electorales para que los venezolanos residentes en ese país puedan votar.  ¿Esta maniobra podría generar un efecto dominó que provoque que otros países adopten la misma medida?

No lo creo. Esa decisión es un exabrupto, un despropósito. No sé como Canadá se atreve a hacer esto. Es muy contradictorio. Canadá es muy democrática pero cuando se trata de Venezuela toma medidas profundamente antidemocráticas, además de ilegales en lo que se refiere a las normas internacionales. Por tanto, no creo que otro país intente impedir el voto a los venezolanos, quedaría muy mal si lo hiciera, porque esas sedes diplomáticas son territorio venezolano, y en territorio de Venezuela mandan los venezolanos.

 

Otras Noticias

PRORROGAPviajarfranciapassaportesDOBLE NACIONALIDADregistroelectoral

eventosyactividades.jpg
socials

Boutton bulletinkiosqueBoutton ARTISTASMIRANDA

constitution-FRb-todochavezarchivos.png